Coche a punto
¿Quieres que tu coche esté en perfectas condiciones? En Coche a punto ponemos a tu disposición todas las respuestas sobre el mantenimiento de tu automóvil, revisiones y aspectos técnicos de interés. ¡Preocúpate solo de disfrutar de tu viaje!

Cómo reprogramar la centralita del coche

reprogramar-centralita-coche

La centralita del coche o ECU, por sus siglas en inglés Engine Control Unit, es la unidad de control eléctrico del coche y la responsable de gestionar parámetros relacionados con el funcionamiento del motor. Pueden ser las revoluciones, la temperatura, la cantidad de combustible, el nivel de propulsión del turbocompresor, etc. En resumen, es la cabeza pensante de nuestro coche, la que recibe toda la información y le marca al motor cómo actuar en cada momento. 

Reprogramar la centralita es algo que muchos usuarios se plantean durante la vida útil de su vehículo o, en su defecto, se encuentran con esta opción en una de las visitas al taller. Sin embargo, no todos conocen los motivos por los que se recomienda reprogramar ni tampoco cuáles pueden ser las consecuencias en caso de querer hacerlo voluntariamente. 

Pasos para reprogramar la centralita

Para reprogramar la centralita del coche se necesita disponer de las herramientas y conocimientos adecuados. A día de hoy, conviven diferentes tipos de unidades de control eléctrico. Desde aquellas que se pueden trabajar desde un puerto OBDII hasta las que permiten realizar el trabajo sobre ellas después de abrirlas.

Existen cuatro pasos que son claves para realizar una reprogramación de la centralita:

  • Comprobar el estado del motor realizando una diagnosis. Se debe verificar que todos los sensores y dispositivos encargados de captar señales funcionen sin error y que el exterior del motor y todos sus componentes estén en buen estado. 
  • Asegurar la correcta comunicación con el ordenador externo que se conecta al vehículo así como que la batería del mismo no tenga ningún fallo de alimentación.
  • Lectura y escritura de los datos 
  • Interpretar la información según fabricante y comparar con el objetivo de que estos no superen los valores contaminantes y así se consiga un correcto funcionamiento del motor. 
  • En función de los objetivos a conseguir, encontrar y modificar valores y magnitudes.
  • Control de resultados 

Generalmente, el precio de reprogramar la centralita de un coche en un taller o con un especialista del sector, oscila entre los 80 y 100 euros. Una opción recomendable debido a la importancia de realizar esta manipulación de forma correcta y con todos los medios adecuados. Cualquier error o mala interpretación podría tener consecuencias graves para tu coche, y es que dejar la centralita inservible es sinónimo de quedarte sin motor del coche. 

 Ventajas e inconvenientes de reprogramar la centralita 

Reprogramar la centralita tiene sus ventajas y es que se pueden conseguir una serie de mejoras modificando los valores. De esta manera, el motor recibirá unas órdenes concretas y actuará de una forma diferente. 

Como-Reprogramar-Centralita-Coche

Los principales beneficios por los que se suele realizar esta manipulación es conseguir un aumento hasta del 25% de la potencia del motor reduciendo, a su vez, el consumo al modificar la inyección o buscando una curva más plana para poder utilizar marchas más largas. Además, también podrás ganar en seguridad en carretera. Y es que, con este aumento de potencia previamente ganado, la respuesta para realizar maniobras como adelantamientos o incorporaciones, será de forma más eficaz y rápida. 

Sin embargo, reprogramar la centralita del coche también tiene algunos inconvenientes que se deben conocer y ser considerados antes de realizar ninguna manipulación. Este aumento de potencia, que puede ser positivo en determinadas situaciones, lleva implícito una reducción  de la vida útil del motor ya que este tiene que realizar un sobreesfuerzo. 

En este sentido, también hay que tener en cuenta que se pueden desgastar con mayor facilidad los cilindros del coche al aumentar el ciclo de inyección -en los casos más graves, puede derivar en un gripado de los mismos- así como de los neumáticos y/o del embrague si existe un incremento del par. 

Otros problemas a nivel técnico que se pueden llegar a tener son los relacionados con aumentos de la temperatura, obstrucciones del filtro de partículas especialmente en el caso de los vehículos diésel y averías en componentes como culata, cigueñal, bielas o el propio sistema de lubricación. 

También hay que saber que al reprogramar la centralita y realizar un cambio en la configuración original de fábrica, deja de tener validez la garantía de la que disponga el vehículo con la casa, y además, deberá ser comunicado en la Inspección Técnica de Vehículos (ITV). En algunos casos, sobre todo aquellos que se hacen con la intención de una conducción más agresiva, existen problemas para superar la ITV debido a que estos cambios pueden llevar a un aumento excesivo de emisiones. Ahora, es tu turno de valorar si los beneficios te compensan o no, y decidir cuál es la mejor opción para ti. 

Desde Carglass te animamos a que cuides y revises tu coche periódicamente. Tu seguridad siempre es lo primero para nosotros. 

 

Deje un comentario

Post Similares