Coche a punto
¿Quieres que tu coche esté en perfectas condiciones? En Coche a punto ponemos a tu disposición todas las respuestas sobre el mantenimiento de tu automóvil, revisiones y aspectos técnicos de interés. ¡Preocúpate solo de disfrutar de tu viaje!

¿Qué es un catalizador de un coche y para qué sirve?

Qué es el catalizador de un coche
Con la importancia que ha cobrado la disminución de partículas contaminantes que expulsan los vehículos en los últimos tiempos y la entrada en vigor de la normativa Euro-6, el catalizador de un coche se ha vuelto cada vez más relevante, ya que es la pieza que logra reducir la expulsión de monóxido de carbono, óxido de nitrógeno o hidrocarburos mal quemados al aire, transformándolos en compuestos no contaminantes para el medio ambiente y la salud de las personas. En la actualidad, es obligatorio que todos los coches que salen al mercado cuenten con al menos un catalizador, y lo más frecuente es que se empleen dos, uno principal y otro auxiliar de menor tamaño, que contribuye a la eficiencia en la reducción de partículas contaminantes. Para que un catalizador funcione de manera correcta, necesita que los gases alcancen altas temperaturas a su paso. Por ello, se sitúan cerca del motor y el tubo de escape de los vehículos.  La parte negativa, es que para lograr depurar hasta un 98% de las partículas contaminantes que expulsa el vehículo, tienen un efecto reductor sobre la potencia del coche, por culpa de la contrapresión. Combinado con otro tipo de tecnologías, como el laminado de lunas que permite filtrar hasta un 99% de los rayos UV y mantener fresco y aislado el interior del coche ahorrando aire acondicionado, la conducción será más eficiente para ti y el planeta.

Cuidados y mantenimiento del catalizador

Para lograr alargar la vida útil del catalizador del coche, es necesario aplicar ciertos cuidados en la forma de conducir, especialmente evitando baches y badenes, ya que el catalizador está alojado en la parte inferior del vehículo y fácilmente puede sufrir daños por golpes. También es necesario hacer un mantenimiento habitual del estado del catalizador, al igual que de todas las piezas que conforman el sistema de combustión del coche. Si detectas síntomas de desgaste o se encuentra deteriorado, existen tres opciones:
  • Limpiarlo a fondo para ver si el problema en su funcionamiento se trata únicamente de acumulación de suciedad.
  • Sustituirlo por un catalizador nuevo.
  • Reconstruirlo en un taller especializado.
Hay talleres que pueden lograr una limpieza a fondo gracias a máquinas diseñadas expresamente para esta función, junto al empleo de productos químicos adecuados para descarbonizar y eliminar partículas acumuladas por culpa de los gases. En la mayoría de los casos, la limpieza es suficiente para que el catalizador vuelva a funcionar de manera correcta. Por desgracia, además del mantenimiento, otro de los puntos críticos de los catalizadores son los robos, ya que resultan valiosos para los ladrones por su contenido en paladio, platino y rodio. Una de las características principales de un catalizador, es que es prácticamente silencioso, por lo que su función puede llegar a pasar inadvertida, pero gracias a él la movilidad hoy en día es mucho más limpia y respetuosa con el medio ambiente.
Deje un comentario

Post Similares