Conduce seguro
En Conduce seguro te ofrecemos información sobre seguridad vial; puntos negros, radares, revisiones, trucos y consejos para una conducción segura. Viaja con la garantía de un trayecto sin ningún imprevisto.

¿Qué mantenimiento tiene un coche eléctrico?

mantenimiento coche electrico

Durante los últimos años la compra de coches eléctricos ha ido en aumento, por eso mismo, cada vez más las empresas automovilísticas optan por crear y poner a la venta este tipo de vehículos. Podríamos decir que han revolucionado al mercado, y saber el mantenimiento de un coche eléctrico es fundamental. 

Este año 2022 en España ya hay más de 600.000 coches eléctricos en circulación, lo que representan un 2,7% del parque automovilístico. Si tienes un coche eléctrico, tienes previsto comprarte uno o simplemente tienes curiosidad por él… ¡Éste es tu post!. A continuación te vamos a explicar que conlleva el mantenimiento de un vehículo eléctrico, cada cuánto debes hacerlo y qué ventajas tiene tener un coche de este tipo.

Mantenimiento de un coche eléctrico: ¿cómo hacerlo?

Generalmente, el mantenimiento de un coche eléctrico es mucho más sencillo y económico que el mantenimiento de un coche convencional. Sin embargo, existen ciertos ajustes que implican a todos los coches, independientemente de si son eléctricos o convencionales, y que son fundamentales a la hora de mantener tu seguridad al volante. Hablamos, por ejemplo, de mantener el parabrisas de tu coche en perfecto estado. En caso de cualquier grieta o daño, en Carglass proporcionamos un servicio de reparación que dura tan solo 30 minutos. ¡Que nada afecte tus planes!

A su vez, existen peculiaridades notables en el mantenimiento del vehículo eléctrico. Una de las diferencias más significativas es el hecho de que el coche eléctrico casi no necesita engrasarse, factor que disminuye en gran medida el coste del mantenimiento del vehículo eléctrico. Además de la estructura interior que es mucho más simple, teniendo menos piezas a reparar que el coche de combustión. 

Si quieres hacer un buen mantenimiento de tu coche eléctrico, te recomendamos que sigas una serie de pasos:

Paso 1 – Mantenimiento de los neumáticos

Este punto es importante para todo tipo de vehículo, ya que tener los neumáticos en buenas condiciones aumentará la seguridad durante la conducción. Siempre que notes algún daño significativo, se deberán cambiar los neumáticos o cuando la banda de la rodadura tenga un grosor inferior a 1,66mm.

Paso 2 – Mantenimiento de los filtros 

También conocidos como “filtros de polen” y son característicos de los coches eléctricos debido a su gran presencia en países industrializados. Éstos filtros se recomienda cambiarlos cada 12.000km recorridos.

Paso 3 – Mantenimiento de los frenos

En este caso, los coches eléctricos necesitan un mantenimiento totalmente diferente a los vehículos de combustión. Generalmente, los coches eléctricos tienen una frenada “regenerativa”, lo que permite que haya menos desgaste de las pastillas de freno durante la frenada. Para una adecuada inspección y posible cambio, te recomendamos que lleves el coche a un taller especializado. 

Paso 4 – Mantenimiento de la batería

Generalmente, la gente asiste a los talleres por este motivo. Según lo que utilices el coche eléctrico y de qué manera lo cargues, la batería del vehículo podría verse más o menos desgastada. Por eso mismo se recomienda cargar la batería cuando el propio vehículo lo indique y no antes de tiempo, ya que de esta manera estás perjudicando la salud de la misma. En este caso también te recomendamos que lo lleves a un sitio especializado, ya que las baterías son muy delicadas y un mal trato podría suponer un coste económico muy elevado.

Ventajas de tener un coche eléctrico

 

que mantenimiento tiene un coche electrico

 

Los coches eléctricos tienen ciertas ventajas en comparación a los coches de combustión. A continuación, te mencionamos las 5 ventajas más destacadas: 

  • Cero emisiones: No generan ningún tipo de emisión contaminante al medio ambiente.
  • Coste de carga: Es considerablemente inferior al precio del diesel y la gasolina actualmente.
  • Probabilidad más baja de tener averías mecánicas: Al no tener el motor convencional ni cambio de marchas, la tasa de averías se aproxima al 0%, lo cual reduce notablemente el coste de mantenimiento del coche eléctrico.
  • Poco mantenimiento: Como comentábamos antes, se requiere un mantenimiento mínimo y de coste muy bajo, ya que no hay cambios de aceite, filtros, lubricantes…
  • Ventajas fiscales: Si te compras un coche eléctrico, sales beneficiado por una fiscalidad menor en comparación a los propietarios de los coches de combustión.
Deje un comentario

Post Similares